Daimler Freightliner se lanza a la carretera con el primer camión sin conductor

Carreteras que (des)conectan
junio 10, 2015
Acuerdo ASODOCAT – PIARC/AIPCR
febrero 14, 2016
Show all

Daimler Freightliner se lanza a la carretera con el primer camión sin conductor

nn03Cuando el camión Freightliner Inspiration sale del estacionamiento cerca del Las Vegas Motor Speedway, Christian Urban, el conductor, comienza el proceso como en cualquier otro viaje: moviendo el volante y operando los pedales.

Pero cuando el enorme camión llega a una vía pública, un mensaje en el panel de instrumentos le indica al Sr. Urban que un programa llamado “Highway Pilot” está listo para relevarlo. Después de presionar un botón en el volante, el camión conduce, acelera y frena sin la intervención del Sr. Urban, un ingeniero en la sede del Freightliner.

Daimler de Alemania, la empresa matriz del Freightliner, ha declarado entusiásticamente al Inspiration – el cual recibió permiso el martes para operar en las carreteras del estado de Nevada – como el primer camión autónomo con licencia para operar en una vía pública.

Pero, aunque la decisión del estado es significativa, el paso tomado parece ser más evolutivo que revolucionario. Daimler caracteriza al Inspiration como el paso siguiente en la evolución de los vehículos que les avisan a los conductores que se están desviando de su carril y que controlan el frenado si están demasiado cerca del vehículo delantero.

Wolfgang Bernhard, director ejecutivo de la división de autobuses y camiones de Daimler, declaró que los desafíos regulatorios y técnicos significan que es probable que transcurran cinco años antes de que el Inspiration se ponga a la disposición de los camioneros comerciales.

“El obstáculo más grande que vemos es el marco regulador”, opinó el Sr. Bernhard.

Jude Hurin – un alto directivo en el departamento de vehículos de motor de Nevada que está involucrado en el proceso de aprobación del Inspiration – expresó que los retos son diferentes de los presentados por las innovaciones indispensables para el logro de la seguridad, como el control de velocidad crucero.

“Creemos que este evento marca un hito”, declaró el Sr. Hurin. “Los gobiernos – estatales, así como los nacionales e internacionales – tienen que dejar atrás su anticuada manera de pensar y nosotros tenemos que colaborar con la industria”.

El argumento principal para seguir adelante con la conducción autónoma es que disminuirá la mortalidad en las carreteras de EEUU. La mayoría de las 32,719 personas que murieron en accidentes de tránsito en EEUU durante 2013 – el año más reciente para el cual existen estadísticas completas – fallecieron como resultado de la negligencia de los conductores.

En otros campos de transporte, tales como el aéreo y el ferrocarrilero, las computadoras han demostrado ser mejores en mantener la concentración y la paciencia que tanto se les dificulta a los conductores humanos durante distancias largas y viajes rutinarios. El Inspiration está destinado a encargarse de la conducción rutinaria de los camioneros humanos.

“El sistema nunca se cansa”, aseguró el Sr. Bernhard. “Nunca se distrae. Está siempre al 100 por ciento”.

Sin embargo, es probable que la causa de las muertes en accidentes ocasionados por vehículos autónomos sea diferente. Una mayor proporción de este tipo de accidentes pudiera generar preguntas sobre cómo el vehículo, sus sensores y software manejaron una emergencia diferentemente de como sucede en la actualidad.

Los legisladores y reguladores estadounidenses – quienes adoptan una posición más relajada que los gobiernos europeos en relación con la velocidad y los errores del conductor que causan la mayoría de los accidentes – tradicionalmente han sido más severos en cuanto a los accidentes que resultan de fallos vehiculares, tales como la retirada del mercado del interruptor de encendido defectuoso de General Motors.

El Sr. Bernhard quiere establecer un sistema de certificación en EEUU, en parte para asegurar que los fabricantes no sean responsabilizados de choques futuros que la tecnología pudiera haber evitado. Los reguladores deberían establecer, por ejemplo, qué tipo de obstáculos debiera detectar un sistema y qué señalización en las calles debiera reconocer.

“Todos estos asuntos tienen que considerarse en una serie de criterios que deben cumplirse antes de autoricemos este sistema en las vías públicas”, declaró el Sr. Bernhard.

El Sr. Hurin argumenta que los beneficios potenciales de la conducción autónoma son tan sustanciales que el sistema regulatorio debería reconsiderarse.

“La seguridad es un fundamento”, dijo. “Pero tenemos que asegurarnos de que nuestra asociación con la industria sea realista, segura e innovadora, y que no interfiera con el éxito de este programa”.

En un video de Daimler, un grupo de altos ejecutivos de poderosas compañías de transporte de EEUU – incluyendo Swift Transportation y Con-Way – ensalzan los beneficios de los camiones autónomos. Además de la seguridad, mencionan el potencial de la existencia de “pelotones” de camiones autónomos en caravana para ahorrar combustible.

Sin embargo, Daimler acepta que su tecnología aún tiene que igualar la flexibilidad de los seres humanos, cuyos cerebros Martin Daum, director ejecutivo de Daimler Trucks North America, llama “la mejor computadora que el dinero no puede comprar”. Como tal, Daimler no tiene interés en dedicarse a la tecnología de vehículos sin conductor como la que Google y otras compañías están persiguiendo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *